Los Beatles y la mejora continua

Advierto, estoy a punto de cometer un sacrilegio. Puede que lo que voy a confesar duela. Como mínimo es posible que algunos feligreses de la parroquia del R&R a partir de ahora me nieguen el saludo. Pero he decidido correr el riesgo porque hay opiniones que merecen la oportunidad de ser compartidas aunque vayan a ser vilipendiadas con dureza extrema. Bueno, allá vamos. La versión que la Jim Jones Revue hace del clásico de los Beatles “Get back” me gusta más que la original. Ya está. Ya lo he soltado. Y lo necesitaba. Les dejo un punto y aparte de reflexión.

Aunque el concepto de que todo es mejorable parece hoy una obviedad, a nivel práctico y real se le contraponen numerosas excepciones. Y ya saben, cuando las excepciones sobre una norma son excesivas es que algo le pasa a la norma, ¿no?

En el mundo de la música suele asumirse sin rubor alguno que las versiones nunca mejoran los originales. Ahondando más, desde que escucho música de manera ¿seria? -finales de los 80- escucho y leo a muchos aficionados/críticos/músicos aseverar que los tiempos pasados siempre fueron mejores. Lo curioso es que hoy (2014) muchos hablan de esos tiempos buenos (finales de los 80) sobre los que despotricaban en ese preciso momento. ¿Han visto “Midnight in Paris” de Woody Allen? En ella Allen habla precisamente de ese curioso embrollo melancólico.

La versión de Jim Jones es más sucia, directa, grasienta, barriobajera y rollera (más roll que rock) que la originial de los Beatles. ¿Tampoco tengo que pedir perdón o permiso por mi opinión, no? Durante años bebía coca cola (normal) y la cola light no me llegaba. Ahora la versión zero ha hecho que olvide completamente el sabor de la original (que hace años que no pruebo).

Sí, todo es mejorable. Pero cuando decimos “todo” debe ser “TODO”. En muchas empresas donde he colaborado, aunque lo negarían ante la biblia, todavía mantienen en un altar procedimientos y procesos que, es cierto, tal vez no sean mejorables, pero nunca se sabrá si no los bajan del altar, les sacuden el polvo y probamos a darles algunas vueltas. Lo triste del asunto es que cuando por fin se avienen a mover los muebles las urgencias hacen que en ocasiones sea ya tarde.

Y torres más altas han caido, ¿verdad John, Paul, George y Ringo?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Esquemas, Formación. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Los Beatles y la mejora continua

  1. jatorregrosa dijo:

    Querido Edu, ya sabes que mi afición rockanrollera es más bien limitada, pero para una vez que tocas una melodía que me gusta con los Beattles, me permito el lujo de opinar. Y sí, en mi opinión, siempre se puede mejorar, sobretodo porque el mundo y los conocimientos evolucionan y, si lo aprovechamos, los resultados también. Para algo digo que la mejora continua es mi forma de vida, no?
    Un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s